Los traumatismos dentales son las lesiones de los dientes y encías que se producen por ejemplo por un golpe.

Las lesiones dentales traumáticas se producen con mayor frecuencia en niños y adultos jóvenes. El 25% de todos los traumatismos dentales suceden en la escuela y el 33% de los adultos experimenta un trauma dental antes de los 19 años de edad.

Pueden llevar a que el diente se rompa o se pierda. Y su tratamiento varia en función del daño producido.

Dependiendo del daño que sufra la pieza dental, los dentistas de confianza de Oviedo y Miranda distinguen cuatro consecuencias diferentes en nuestros dientes:

  • Afección del esmalte dental: dependiendo de la gravedad de dicha afección, afectará también a la dentina de la pieza.
  • Fractura coronaria o rotura de la corona dental: en los casos más graves, puede llegar a afectar a la pulpa dental.
  • Rotura de la corona y fractura radicular: de la raíz del diente.
  • Avulsión dentaria: caída de la pieza dental.

¿Qué hago si se me cae un diente por un traumatismo?

Es necesario pasar el diente por agua sin tocar la raíz con el fin de limpiarlo y que se pueda reimplantar.

Para conservar el diente y poder reimplantarlo debes de ponerlo en un vaso con leche o en una disolución salina. Además acudir rápidamente a tu dentista de confianza.

El tiempo que transcurra el diente fuera del alveolo será decisivo para tener más o menos posibilidades de poder hacer el reimplante.

En la clínica Oviedo y Miranda somos expertos en salud dental. Para más información no duden en acudir a nuestra clínica.

Los comentarios están cerrados.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies